Translate

domingo, 13 de noviembre de 2016

Sobre "Los magos de los dioses"

    

   
   Graham Hancock pretende demostrar un intercambio transatlántico entre Mesopotamia y Mesoamérica porque portaron bolsos Adapa y Quetzalcóatl, cuya escultura de «hombre en serpiente» simbolizaría ante un griego clásico la constelación del Dragón abarcando al marido de Casiopea, Cefeo, con el Carro menor (que no bolso).

 


     De la idea imbuido el seudoarqueólogo de que las primeras sociedades organizadas son deudoras de una civilización matriz asolada por un cataclismo cometario, interpreta cándidamente los textos sobre siete sabios que erraron por el mundo para refundar arquitectura y labranza. Y vuelve a incurrir en los errores de un bisoño astrónomo: para fijar el Norte al orientar los templos, una plomada alineó una de las siete estrellas del Carro menor con otra del mayor, más alto por primavera. Como él mismo sabe y resabe, las estrellas del Polo celeste yerran un grado en 72 años debido a la precesión de los equinoccios, por la que el Sol primaveral recorre en sentido opuesto el zodiaco en casi 26.000 años.



     
    Ni corto ni perezoso, ve en el santuario de Göbekli Tepe, entre las cabeceras de Tigris y Éufrates, un observatorio astronómico desde el que comprobaron 24.000 años a. C. la alineación del Sol con el centro galáctico en Sagitario, imaginado el buitre de la esfera. Pero si se estudia minuciosamente el pilar 43 del recinto D, se apreciará no el Sol, sino la Luna de pleno invierno en el nodo ascendente; puesto que se pone llena en tal estación por donde lo hace el Sol estival, en Escorpión durante el solsticio del 9600 a. C. (año de fundación). Deja esto bien sentado lo alto de ese pilar, donde nuestro ofuscado autor señala bolsos, con tres saros, periodo total de 54 años y treinta y cuatro días en que se repite casi idéntico el eclipse.
     Reducir el inmemorial riesgo volcánico y sísmico de la región mediterránea a una sola catástrofe, el cometa que se abatió sobre la cultura Clovis, cazadores de las praderas norteamericanas, tan descabellado es como asociar contumazmente formaciones geológicas (verbigracia, un cono volcánico en Java) con las pirámides.


                                                                                                                    Enigmas inexplicados

Entradas populares